lunes, 15 de diciembre de 2014

Como sacarle partido a la cámara de nuestro movil

Me ha costado mucho utilizar la cámara del móvil. Para mí,  que siempre disparo con réflex, era como dar un paso atrás. Hasta que he me he dado cuenta de que a  veces es preferible dejar a un lado la calidad para darle importancia a la espontaneidad. Así que decidí darle  una oportunidad a la cámara de mi móvil. No tiene por qué estar reñida con la reflex, simplemente su uso es diferente.
Hay que reconocer que el uso del móvil  es más discreto, puedes hacer fotos sin que nadie repare en ti. Con una réflex esto es más difícil. Eso sí, silencia la cámara y quita el flash. En la mayoría de los casos el flash no sirve para iluminar la escena , suele ser un error común utilizarlo pensando que nos va a solucionar el problema de la luz, lo cierto es que apenas tiene potencia, solo sirve para planos cortos. 
Para hacer buenas fotos con la cámara  de tu móvil debes tener en cuenta algún que otro detalle:
  1. Conoce tu cámara: Dedícale unos minutos al menú, todas tienen alguna opción que puedes modificar, por defecto viene configurada con unos parámetros, pero eso no quiere decir que no existan más. Juega con ella, hasta que sepas para que sirven todos.
  2. Ten un acceso rápido: De nada te sirve tener en tus manos una cámara dispuesta a disparar en cualquier momento, si tienes que entrar en tus aplicaciones y buscarlas entre otras mil. Así que coloca el icono de la cámara bien visible y si puedes configurarla para  acceder a ella incluso con el teléfono bloqueado, aún mejor.
  3. Evita utilizar el zoom: Solo conseguirías quitarle aún más calidad a tu foto. No importa lo lejos que esté el objeto, te aseguro que siempre quedará mejor si no lo utilizas.
  4. Controla la exposición y el enfoque: La mayoría de smartphones con pantalla táctil permiten hacerlo tocando directamente la zona que nos interesa. También existen aplicaciones que te permiten ampliar las opciones de control.
  5. Disparo con botón o con pantalla: Si tu teléfono te permite disparar con botón o tocando la pantalla, prueba a ver cuál de las dos formas te resulta más cómodo, supongo que depende de la persona. A  mí, personalmente, me gusta más tocando la pantalla, tienes más libertad a la hora de disparar, lo encuentro más rápido, toques donde toques disparas.
       Un trípode siempre puede ser un buen aliado a la hora de hacer fotos y poder incluirnos en ellas, Esta es una forma fácil y cómoda de tener el nuestro, con gasto cero y siempre a mano, ya que desplegado lo llevaremos en nuestra cartera.
      Primero debes buscar un cartón semirígido, preferible el que tiene ondas en el centro. Mediremos nuestra cartera para asegurarnos de que nos va a caber una vez terminado, le damos la forma que vemos en las imágenes y hacemos unos cortes en los vértices superiores,  han de ser justo del ancho de nuestro móvil, es preferible que entre un poco forzado, para evitar que se caiga o tenga holguras.



En este vídeo de 30 segundos te muestro como utilizarlo.
video



Después de haber aprendido a disparar adecuadamente y de tener nuestras fotos almacenadas en nuestro móvil, viene el retoque. Si eres de las personas que les gusta editar sus fotos, hay muchos editores para móvil que incluyen filtros, que nos pueden ayudar a mejorar la imagen. También puedes hacerlo en el ordenador. Yo tengo sincronizadas las fotos con dropbox, de esa manera en cuanto hago una , ésta se sube automáticamente a la nube,  siempre la tengo lista en mi ordenador  para retocarla con Photoshop, sin necesidad de tener que descargarla con el cable.
Guardar las fotos originales es un buen sistema para tener siempre la posibilidad de cambiar el retoque, puede que en un momento determinado nos parezca maravilloso el efecto que le hemos dado a esa imagen y que más adelante nos arrepintamos. Tendemos a descuidar  el tema del almacenamiento y organización de las fotos que hacemos con el móvil. Se van quedando ahí y solo nos acordamos de sacarlas cuando nuestra tarjeta de memoria nos da un tirón de orejas diciendo que ya no caben más. Te vendría bien echarle un ojo a este otro post, donde te doy algún consejo.

Hay infinidad de móviles y cada uno con sus características. Por ejemplo:

Iphone- Es de los más automáticos, es muy cómodo de utilizar, pero te deja poco margen de maniobra.

Estamos tan acostumbrados al manejo simple de nuestros móviles, que alguien en una ocasión me dijo que el flash de su Iphone  ya no funcionaba, cuando lo único que le ocurría,era que lo tenía desactivado. No le dedicamos tiempo a buscar entre sus funciones, a veces nos sorprende la cantidad de cosas que podemos hacer y por desconocimiento no utilizamos.

En la foto superior, vemos en la esquina superior izquierda el símbolo del flash, si lo tocamos se desplegará el menú y tendremos la opción de activarlo, desactivarlo y ponerlo en automático, en ese modo, solo funcionará cuando la cámara entienda que hay poca luz. Yo prefiero decidir cuando lo quiero y cuando no.

Pinchando en el icono del centro "MAS" se despliega este menú que tenemos a la derecha. La cuadrícula se refiere al las lineas que cruzan la pantalla en la foto superior. Es muy cómodo tener esta opción activada porque nos permite encuadrar mejor nuestra imagen y podemos evitar que nos quede torcida.
Debajo de cuadrícula vemos que pone HDR , significa alta calidad. pincha aquí, para leer más sobre esta opción.
La cámara situada en la esquina superior derecha con dos flechas, sirve para activar la cámara frontal o la posterior de nuestro móvil. Debemos saber que en la mayoría de los móviles, la cámara que está situada en la parte de nuestra pantalla, tienen menos calidad que la cámara posterior. Esto es todo, no podemos controlar la exposición de la luz, ni tiene reducción de ojos rojos, ni escenas como: retrato, paisaje, escena nocturna, etc.

Este tema es inagotable, así que he decidido publicarlo sin tenerlo aún terminado. A medida que vaya encontrando nuevas utilidades, trucos o consejos iré ampliándolo.